Superintendente exhorta a empresas sanitarias a priorizar su gestión pensando en los ciudadanos y a invertir en la reposición de infraestructura

El llamado lo formuló durante el desarrollo del Seminario "Los desafíos del sector sanitario a 26 años del modelo de regulación", organizado por ECONSSA, en el que participaron representantes de compañías de todo el país. Durante su presentación, el titular de la SISS anunció que a partir de hoy el organismo se encuentra recogiendo opiniones de la ciudadanía para la redacción final de la nueva Guía Técnica de Elaboración de Programas de Desarrollo a través del mecanismo de Consulta Pública.

Santiago, 05 de octubre de 2016: El Superintendente de Servicios Sanitarios, Ronaldo Bruna llamó a los representantes de las empresas del sector sanitario a velar por un servicio de calidad y con continuidad a un precio justo, realizando programas permanentes y estables de reposición de infraestructura; y los exhortó a priorizar su trabajo en función de las necesidades de las personas y los ciudadanos en general.

El titular de la SISS formuló este llamado durante el desarrollo de su presentación en el Seminario "Los desafíos del sector sanitario a 26 años del modelo de regulación" organizado por ECONSSA, ocasión que congregó a las máximas autoridades del país en esta materia, entre ellos el ministro de Obras Públicas, Alberto Undurraga, el Vicepresidente Ejecutivo de CORFO, Eduardo Bitrán, el Presidente del Directorio de ECONSSA, Juan Carlos Latorre, y los máximos representantes de las compañías del sector sanitario de todo el país. Destacaron entre los asistentes, los ex superintendentes de Servicios Sanitarios, Magaly Espinosa Sarria (gestión 2006-2015), y Juan Eduardo Saldivia Medina (gestión 1997-2006).

El Superintendente Bruna inició su presentación detallando parte de los 26 años de historia del organismo, en el que se refirió a los contextos sociales, económicos, políticos y tecnológicos del país, y en el que destacó particularmente el hecho que "la comunicación ha cambiado de escenario, y las redes sociales se han convertido en una oportunidad para establecer un nuevo y efectivo canal de comunicación. Cada vez son más los ciudadanos que se crean una opinión e interactúan a través de las redes sociales, por lo que estamos llamados a comunicar y a dar respuestas de los problemas de calidad de servicio que se presentan en el día a día en nuestro sector, principalmente los asociados a continuidad y calidad del agua potable y que afectan a las personas", dijo.

El Superintendente detalló las apariciones publicadas en los medios de comunicación del país durante los primeros 100 días de su gestión, que refrendan los serios problemas de calidad de servicio en el sector sanitario. Entre ellos, cortes de suministro no programados, rebase de aguas servidas, roturas de matrices; y destacó de mayor connotación mediática como lo fueron la rotura de la matriz en avenida Providencia en junio último y que paralizó la capital del país; la rotura de matriz en Cerro Polanco en Valparaíso; los problemas de calidad de agua potable que afecta a los vecinos de Carahue en la Región de La Araucanía y a los de Mejillones en la Región de Antofagasta; los problemas de turbiedad en Ovalle, en la Región de Coquimbo, entre otras falencias en la calidad de servicio.

"Estas situaciones las vemos todos los días en la prensa, y en todos los medios de comunicación del país. ¿Cómo nos vamos a enfocar en los desafíos del futuro, si las personas no están contentas en el presente?. Estas son las preocupaciones de las personas, y están centradas en la continuidad, en la calidad del agua potable, presiones, precio, olores molestos, y nuestro sector está llamado a hacerse cargo de ese malestar", dijo.

Recordó que "la satisfacción de los usuarios con el sector sanitario ha disminuido sostenidamente en cerca 100% en los últimos 7 años, y a diferencia de otras empresas de servicios, la satisfacción con el sector sanitario se ha mantenido baja, tendencia acentuada en el último tiempo", enfatizó el Superintendente.

En este contexto, recordó que los instrumentos del Estado a través de la SISS será fiscalizar los planes de desarrollo, intensificar la fiscalización y aumentar el número y el monto de las sanciones; y en este contexto invitó a los representantes de las compañías del sector "a trabajar en propuestas que resuelvan los problemas que afectan a las personas. Cuando avancemos en estas materias, abordaremos los otros desafíos del sector", advirtió.

En esa línea, anunció en lanzamiento de la primera Consulta Pública, a partir de la cual se recogerán las opiniones para elaborar la Nueva Guía Técnica para la elaboración de los Programas de Desarrollo, destacando que los planes de desarrollo y/o planes de inversiones son la principal herramienta de planificación del sector sanitario, dado que permiten evaluar, identificar y programar las obras que permiten satisfacer la demanda de los servicios de agua potable, alcantarillado y tratamiento de aguas servidas de la población, asegurando la oportuna ejecución de las obras de infraestructura y, por ende, asegurar la calidad de servicio tanto en el mediano como en el largo plazo.

El titular de la SISS mencionó los principales cuerpos legales que entraron en vigencia en los años 90 y que regularon el sector, detalló las características del modelo, graficó el ingreso de capitales privados a las compañías, mencionó el importante avance en materia de coberturas de agua potable y alcantarillado, y las inversiones realizadas durante los últimos 26 años. En este contexto, destacó las altas coberturas en tratamiento de aguas servidas en el mundo, que nos sitúa entre los países con mayor desarrollo en esta materia, de acuerdo a los reportes internacionales de la OCDE.

"En función de todo este repaso que les he señalado ¿Cuál es el nuevo escenario que enfrentamos?, preguntó el Superintendente a los presentes. El economista detalló entre los más relevantes: la escasez hídrica, el cambio climático, mayor demanda por el recurso, la compleja institucionalidad del agua, desastres naturales y emergencias, proyectos de ley que afectan al sector, crecimiento de las ciudades, avance tecnológico, redes sociales y nuevas formas de comunicación, ciudadano empoderado, crisis de confianza, participación ciudadana, entre otras materias.

En función de lo anterior, la autoridad desglosó los desafíos de cara al 2030, entre los cuales se encuentran: agua no facturada, planes de desarrollo y reposición de infraestructura, transparencia, aumento de capacidad de tratamiento, reposición de infraestructura, gestión de riesgos, giro único y nuevos negocios, atención de clientes, crecimiento de ingresos regulados, planos reguladores y ampliación de territorio operacional, cambios legislativos, seguridad del abastecimiento, construcción de embalses, reúso de aguas servidas y ley de aguas grises, entre otras materias.

Finalmente, la autoridad exhortó a los representantes del sector a cambiar la mirada, y que el foco debe estar centrado en el impacto en las personas. "Lo que importa es minimizar los cortes no anunciados, y poner nuestra atención en la infraestructura crítica. Los invito a pensar en los ciudadanos, que exigen una mejor y mayor calidad de servicio".

Presentaciones SISS

Durante el Seminario, también expusieron profesionales de la SISS sobre "La Renovación de infraestructura y el rol de los Planes de Desarrollo", "Objeto Único y Negocios No regulados", y sobre "Nuevas tecnologías en escenario de cambio climático y su efecto en tarifas".

El abogado de Fiscalía de la SISS, Cristian Arellano expuso sobre sobre la jurisprudencia del organismo sobre el alcance del objeto único de las concesionarias sanitarias y las prestaciones relacionadas, haciendo notar que se trata de una interpretación restrictiva que data de 1994 y que merece ser revisada pues la privatización de las empresas y el dinamismo de los negocios así lo exige. Con todo, previno que cualquiera sea el replanteamiento del tema, SISS deberá hacerlo en función de garantizar la calidad y continuidad de los servicios regulados y no afectar la competitividad de negocios que pueden ser desarrollados por personas distintas de los concesionarios.

Por su parte, la Ingeniera de la División de Concesiones, Marta Sepúlveda, basó su ponencia en las principales modificaciones a la Guía de los Programas de Desarrollo, entre ellas destacan: nueva fecha de entrega del plan de desarrollo (30 de abril) para ser aceptados a más tardar el 31 de diciembre del mismo año, debe adjuntarse la estadística de producción real mensual de cada captación correspondiente a los últimos 3 años que sea consistente con lo informado a SISS previamente, se instruye instalación de grupos generadores en PEAP y PEAS y renovación de equipos electromecánicos, se deberá adjuntar un diagnóstico que incluya una evaluación de riesgo y análisis de la antigüedad y condiciones de las instalaciones.

Asimismo, se deberá presentar un estudio de riesgo y vulnerabilidad de las conducciones de agua potable, indicándose aquellos cuarteles de la red de distribución que presenten 2 o más cortes no programados durante un semestre del último año. En dicha hipótesis, se deberá reponer el 30% de la longitud total del cuartel afectado. En caso de que el cuartel sea completamente de cemento asbesto, éste se repone en su totalidad. Se debe añadir que, el 31 de marzo de cada año, la empresa deberá entregar un plan de inversiones con el detalle de la reposición de redes propuesta para ese mismo año en virtud del análisis de cortes semestrales del año anterior. Sin perjuicio de lo anterior, la empresa deberá considerar una reposición anual no menor al 5 % de la longitud total de la red de agua potable que tiene más de 50 años. Finalmente, se ajustan diámetros mínimos en 10 años, grifos y cuarteles en 20 años conforme a normativa y plan de renovación de arranques.

Por otra parte, para todas las tuberías que componen la red de aguas servidas, se deberá adjuntar un informe técnico de respaldo que deberá incluir una video-inspección junto a la propuesta de reposición. Sin perjuicio de lo anterior, la empresa deberá considerar una reposición anual no menor al 5 % de la longitud total de la red de aguas servidas que tiene más de 50 años. Finalmente, se ajustan diámetros mínimos en 10 años y se deben incorporar a la demanda de aguas servidas caudales efectivos de infiltración y/o aguas lluvias acorde con el PR 23 (ingreso a las PTAS). Finalmente, se incorporan cuadros de balance de contaminantes críticos (sequía). Se debe demostrar que se cumple normativa. De lo contrario, mayor capacidad de PTAP o nuevas fuentes.

En tanto el Ing. Gabriel Zamorano participó en el panel referido al cambio climático, nuevas tecnologías y su efecto en tarifas. En su presentación destacó las medidas que se han aplicado para hacer frente a situación de escasez hídrica que se arrastra desde el año 2010. Las distintas acciones e instrucciones de la SISS han permitido mantener la continuidad del suministro en las regiones afectadas, pero esta situación de escasez persistente y otros efectos del cambio climático, requieren de acciones estructurales las cuales se han ido incorporando en las planes de inversión de las concesionarias así como en el cálculo de las tarifas adicionales que se activarán solo cuando estas obras estén operativas. Por último, en su presentación se destacó las brechas que existen en materia de reducción de pérdidas, reutilización de aguas residuales y aprovechamiento de embalses, entre otros, que permitirían acceder a soluciones que aumenten las seguridad de suministro sin impactos tarifarios o con impactos muy acotados.

subir