SISS Tarapacá mantiene fiscalización permanente a planta de tratamiento de aguas servidas de Alto Hospicio

La visita a la planta de Alto Hospicio es parte de un programa de fiscalización especial y permanente que mantiene la Oficina Regional, con el fin de verificar que la instalación funcione de manera adecuada y que las obras para su cierre definitivo cumplan los plazos acordados.

Alto Hospicio, 04 de marzo de 2016.- La Oficina Regional de la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) de Tarapacá, efectuó el pasado jueves una exhaustiva inspección con el fin de verificar el desempeño operativo de la planta de tratamiento de aguas servidas de Alto Hospicio, de la empresa Aguas del Altiplano.

La visita a la planta de Alto Hospicio es parte de un programa de fiscalización especial y permanente que mantiene la Oficina Regional, con el fin de verificar que la instalación funcione de manera adecuada, minimizando las posibles molestias a los vecinos, y que las obras para su cierre definitivo cumplan los plazos acordados.

Al respecto, José Ponce, Jefe de la Oficina Regional de la SISS, señaló que "el avance que presentan las obras permitirá en los próximos días iniciar el cierre de la operación del 50 % de la instalación, etapa que concluirá con el cierre definitivo a mediados del año 2017".

Resultados

Ponce agregó que en la oportunidad "se pudo verificar que la planta ha alcanzado un nivel operativo adecuado, dejando atrás los episodios de malos olores intensos que afectaron severamente la calidad de vida de los vecinos durante diciembre y parte de enero.

El jefe de la Oficina Regional de la SISS añadió que las obras siguen avanzando y se prevé que el anunciado cierre de los dos primeros módulos, de un total de cuatro que conforman la planta, se comenzará a producir a mediados de abril de 2016, en tanto que desde la primera semana de febrero ya se está bajando agua directamente al sistema de disposición de Iquique, lo que ha permitido la normalización de los módulos que operan actualmente.

subir