Superintendenta de la SISS expuso ante autoridades locales medidas para el abastecimiento continuo de agua potable en la Región de Coquimbo para el verano 2014-2015.

La superintendenta Magaly Espinosa entregó un completo panorama sobre la situación hídrica que afecta a la zona, y la permanente fiscalización en terreno desarrollada por los funcionarios de la SISS a través de su Oficina Regional en la ciudad de La Serena.

La Serena, 08 de octubre de 2014: Pese a la delicada situación de escasez hídrica que afecta a la Región de Coquimbo, la Superintendenta de Servicios Sanitarios, Magaly Espinosa expuso ante autoridades locales medidas para el abastecimiento continuo de agua potable en la Región de Coquimbo para el verano 2014-2015.

La superintendenta Espinosa se reunión en una sesión de trabajo con la Intendenta de la Región de Coquimbo, Hanne Utreras, y el Gabinete Regional completo constituido por los gobernadores provinciales y los representantes de las seremis de todas las carteras.

En la oportunidad, la autoridad entregó un completo detalle de las medidas adoptadas por el organismo, tendiente a afrontar la situación de escasez hídrica, ante lo cual informó que la SISS ha instruido a las empresas sanitarias de la región, Aguas del Valle, Empresa de Servicios Sanitarios San Isidro (ESSI) y la Empresa de Servicios Sanitarios Totoralillo (ESSETO), a adoptar medidas tendientes a evitar que los clientes de la zona se vean afectados por el desabastecimiento y, por ende, se discontinúe el abastecimiento a los clientes ciudadanos.

"La SISS está desarrollando en forma permanente un programa de fiscalización a Aguas del Valle que ha permitido mantener a la fecha plena continuidad de los servicios de agua potable, lo cual implica fiscalización intensiva en terreno, seguimiento de la capacidad de las fuentes en forma periódica", dijo la superintendenta.

También detalló que dentro de las actividades se está realizando seguimiento en forma quincenal a los niveles de sondaje de las fuentes críticas, además de reuniones periódicas con ejecutivos de las empresas sanitarias.

A pesar de la situación de sequía que afecta a la región desde hace ocho años, y producto de las medidas instruidas por la SISS e implementadas por Aguas del Valle, los servicios de agua potable bajo su concesión no se han visto afectados, manteniendo la continuidad y calidad del servicio para todos los habitantes, destacó la superintendenta.

Respecto a las medidas adoptadas por la SISS a otras localidades, Espinosa informó que para la localidad de Totoralillo, cuyos 311 clientes son atendidos por ESSETO, la SISS instruyó que en el corto plazo la concesionaria realice una interconexión con Aguas del Valle. En tanto, la empresa de servicios Sanitario Pichidangui (ESSI), que atiende a 992 clientes, dispone de un pozo que fue afectado por la sequía en el período estival pasado, por lo cual la SISS mantiene una fiscalización periódica y se contempla exigir mayor respaldo de sus fuentes.

Consumo responsable

La superintendenta Espinosa advirtió que estas acciones más la participación de la ciudadanía a través de un consumo responsable, es posible garantizar el suministro de agua potable apta para el consumo humano en forma continua para la temporada estival 2014-2015.

La SISS recuerda a los ciudadanos a ser parte activa en este proceso, realizando un esfuerzo permanente de cuidado del recurso, información que puede obtener a través del Manual editado por la SISS y que se encuentra en el siguiente link.

subir