Acuerdos de Producción Limpia

La Superintendencia, si bien no tiene establecido dentro de sus funciones de su directa responsabilidad el preocuparse de fomentar la producción limpia, ha comprendido que es un importante concepto necesario de considerar complementariamente a sus funciones de control de los residuos industriales líquidos, y es así como ha promovido a nivel de asociaciones industriales los Acuerdos de Producción Limpia.

La promoción del cumplimiento de la normativa ambiental ha estado tradicionalmente circunscrita a instrumentos de comando y control e instrumentos económicos.

En los últimos años han surgido como nuevas herramientas los Acuerdos de Producción Limpia, constituidos para incorporar la prevención de la contaminación en la gestión ambiental, de manera de disminuir la tasa de crecimiento del pasivo ambiental. Chile es uno de los pocos países del mundo que cuentan con una política nacional de producción limpia. Sus ideas base se establecieron a partir de 1997, con la constitución del Comité Público-Privado de Producción Limpia, actualmente Consejo Nacional de Producción Limpia (www.pl.cl), creado por acuerdo del Consejo de la Corporación de Fomento de la Producción (CORFO) en diciembre de 2000, tiene el rol de coordinar y facilitar la ejecución de las líneas que dan impulso a la política de producción limpia definida por el gobierno para el período 2001-2005. En este sentido, debe conocer y evaluar las iniciativas que promuevan la producción limpia y la prevención de la contaminación que se adopten en diversas instituciones públicas, con el objeto de contar con toda la información necesaria para monitorear el avance del tema a escala nacional, y generar propuestas para desarrollar y perfeccionar dichas iniciativas. Debe asimismo, promover y articular esta política entre todos los actores relevantes del país, y tiene la responsabilidad de evaluar su avance y ejecutar los cambios para su perfeccionamiento.

El cumplimiento de las normativas ambientales hace en general necesarias importantes inversiones, orientadas a la eliminación o disminución de las sustancias contaminantes, obtenidas bajo la forma de residuos de los distintos procesos productivos. Resulta por tanto casi obvio que la reducción de los volúmenes de tales contaminantes en el origen tendrá un beneficio directo, al requerirse de menores costos para su reducción o eliminación. Si a ello se agrega el hecho que la producción de contaminantes lleva implícita la ocupación de parte de las materias primas que concurren a los procesos, su reducción implica además reducciones de costos de producción.

A nivel de empresas, no incorporar modernas técnicas de gestión ambiental que permitan prevenir la contaminación y cumplir con la normativa puede generar ineficiencias en los procesos productivos y pérdida de competitividad en el ámbito internacional. Los costos de descontaminar son siempre mucho más elevados que los costos de evitar la contaminación, tanto a nivel de empresas como del país. Sin embargo, dado que los empresarios, en particular los pequeños y medianos, carecen de información, sus decisiones de inversión se basan en análisis de corto plazo, exigen altas tasas de retorno a sus proyectos y enfrentan dificultades para acceder al financiamiento, por lo cual la temática ambiental no parece relevante, y sólo la incorporan ante la amenaza inminente de una sanción.

La política de Producción Limpia considera necesario cambiar esta actitud reactiva por una actitud proactiva, bajo la aplicación de una Política de Fiscalización y Gestión Ambiental Preventiva, para lo cual es necesario complementar una adecuada política de fiscalización con incentivos apropiados de parte del Estado, tales como instrumentos de fomento u otros. Las ayudas para llevar a la práctica estas políticas, principalmente para las PYMES, se encuentran en instrumentos de apoyo financiero de CORFO (www.corfo.cl) y del Banco del Estado (www.bancoestado.cl), así como el Centro Nacional de Producción Más Limpia (www.cnpl.cl), el que brinda respaldo de tipo tecnológico para las soluciones que apuntan a hacer efectivo el concepto de producción limpia.

Beneficios atribuíbles a la aplicación de la producción más limpia son por ejemplo:

  • Ahorro en los insumos
  • Aumento de niveles de productividad
  • Menores costos de mano de obra y aumento de niveles de competitividad
  • Alcanzar metas económicas proyectadas al implementar las nuevas tecnologías

La Superintendencia, si bien no tiene establecido dentro de sus funciones de su directa responsabilidad el preocuparse de fomentar la producción limpia, ha comprendido que es un importante concepto necesario de considerar complementariamente a sus funciones de control de los residuos industriales líquidos, y es así como ha promovido a nivel de asociaciones industriales los Acuerdos de Producción Limpia, habiendo sido pionera en el tema, al obtener la suscripción del primer APL con el Sector Celulosa en el año 1998.

Los primeros acuerdos involucraron a diversos sectores empresariales en distintos problemas de contaminación, además de un acuerdo marco con el sector exportador. De ellos, la Superintendencia generó directamente el primero a nivel nacional, con el Sector Celulosa en 1998 (VII, VIII y IX regiones) y luego otro con el Sector Químico (ASIQUIM) en 1999, específicamente focalizados en el cumplimiento de la normativa respecto de Riles. También participó en el acuerdo multisectorial con el Sector Productores de Cerdos (ASPROCER), que involucraba además de Riles otros aspectos y otros organismos fiscalizadores. Los Acuerdos de Producción Limpia mencionados, se encuentran actualmente finalizados, en relación a las metas y los plazos que se habían fijado.

A partir de esa primera experiencia, se continuó trabajando con otros ámbitos de producción a nivel nacional, y es así como se generaron nuevos acuerdos que involucran a los sectores productivos siguientes: Salmón y Trucha, Ostiones, Vitivinícola, Quesos, Aserraderos II, Pisco y Uva Pisquera, Servicios de Alimentación y Talleres de redes.

Información detallada sobre el Consejo de producción Limpia y los APL suscritos y en estudio se puede encontrar en su sitio web.

subir