Superintendente inaugura puesta en marcha del monorelleno de lodos de Calama

Este sistema es uno de los pocos que existen en todo el país, el primero en la zona norte de nuestro país, y se emplaza en un lugar lejano del sector urbano donde residen los vecinos, dando solución definitiva a la disposición final de lodos orgánicos provenientes de la planta de tratamiento de aguas servida de la ciudad. El Superintendente de Servicios Sanitarios señaló que el destino final de los lodos procedentes de las plantas de tratamiento de aguas servidas constituye entonces un ámbito de grandes desafíos para nuestro país, dado que más de dos tercios se llevan a rellenos sanitarios, y hay amplios beneficios que se pierden al desecharlos.

Calama, 14 de diciembre de 2016: Con la presencia del Superintendente de Servicios Sanitarios, Ronaldo Bruna y las máximas autoridades locales de la Provincia del Loa en la Región de Antofagasta, se inauguró este mediodía el monorelleno de lodos de la ciudad de Calama de la empresa Tratacal S.A., la cual dará solución definitiva a la disposición final de los lodos orgánicos provenientes de la planta de tratamiento de aguas servidas de esa ciudad.

Durante su discurso en la ceremonia de inauguración, el titular de la SISS destacó que la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) ha promovido el aumento de las coberturas de tratamiento de las aguas servidas urbanas (que hoy alcanza prácticamente un 100% respecto de las aguas recolectadas en sistemas de alcantarillado), a través de la incorporación de sistemas de tratamiento, que han permitido resolver los históricos problemas de contaminación por aguas servidas que eran muy usuales en décadas pasadas. Sin embargo, sostuvo, ha surgido con fuerza la problemática de qué hacer con los llamados "lodos", aquellos sólidos que constituyen un subproducto relevante de estos sistemas.

"En muchas regiones este ha sido un dolor de cabeza que está lejos de resolverse de manera razonable, ya que estos lodos generan una presión considerable por el uso de los rellenos sanitarios que se usan para disponer nuestra basura. Estos lodos pueden llegar a representar hasta un 20% de la basura doméstica, lo que puede acortar significativamente la vida útil de los lugares de disposición de residuos", advirtió.

El Superintendente Bruna destacó como un caso exitoso la habilitación de este monorrelleno y valoró el que la empresa sanitaria haya tomado la iniciativa y haya propuesto un proyecto razonable, obteniendo las autorizaciones ambientales y que permite dar solución en Calama a esta problemática.

"Esperamos que esta solución, que es una de las pocas existentes a nivel nacional, constituya una señal para seguir avanzando en este tema, no solo contando con lugares apropiados para la disposición de lodos sino que también aumentando la valorización de estos lodos, a través de su utilización en la agricultura y por qué no en otras aplicaciones que nos permitan a avanzar en una mirada más sustentable del tratamiento", sostuvo.

En este sentido, la autoridad formuló un llamado a desarrollar soluciones cada vez más sustentables "y que debieran privilegiar, en primer término, aquellas que permitan reducir la cantidad de residuos aplicando donde sea factible y eficiente, tecnologías de tratamiento de aguas servidas que minimicen la generación de lodos y también aquellas que permiten valorizar estos lodos generando otros subproductos como el biogás, que pueden ser utilizados en la cogeneración de energía que requieren estas plantas. Agotadas las alternativas anteriores, se debe priorizar la reutilización de estos lodos, siendo su valorización agrícola, la alternativa de más usada en países desarrollados, aunque existe un espacio relevante para la innovación en esta materia. Donde estas alternativas no sean viables, se optará por su disposición final en lugares habilitados y con todos los cuidados que requiera para la protección de la salud pública y del medio ambiente", enfatizó el Superintendente.

Al entregar cifras, el titular de la SISS refrendó que más de dos tercios de los lodos procedentes de las plantas de tratamiento de aguas servidas se llevan a rellenos sanitarios y que el desafío como país es reducir estas cifras, dados los beneficios que se pierden al desecharlos.

"Este es un desafío del país, e involucra al sector público, privado y a los propios ciudadanos. Mejorar la administración de los lodos estabilizados a través de proyectos regionales, aumentar la aplicación benéfica, transparentar la operación de lodo con las autoridades para mejorar la información y acercar la relación con las comunidades, son pasos relevantes en este sentido. Lo importante es que todos comprendamos que valoremos el potencial de los lodos generados por el tratamiento de agua, a través del reciclaje y reutilizarlos de una forma respetuosa con el medio ambiente", dijo.

Finalmente señaló que el momorelleno desplegado por Tratacal es "Sin dudas un paso importante en el contexto de nuestros desafíos medioambientales. Y en esta constante búsqueda de nuevas alternativas de tratamiento, resulta importante innovar en los procesos, para minimizar los impactos ambientales y entregar efluentes con calidad para ser descargados en cuerpos hídricos, o para ser reutilizados en sistemas de regadío o en aplicaciones industriales. Nuestro norte está en contribuir al desarrollo de soluciones de tratamiento ambientalmente sustentables, con adaptación a las condiciones locales, y que representen modelos de solución para otras zonas áridas como lo es la Provincia del Loa", concluyó.

Monorelleno para Calama

La primera etapa de este proyecto, de un total de tres, fue aprobada ambientalmente mediante Resolución de Calificación Ambiental (RCA) y permitirá que los lodos generados por la planta de tratamiento de Calama dejen de depositarse en terrenos contiguos a esta infraestructura y que actualmente eran alojados en un sector cercano donde vivían los vecinos de la ciudad de Calama.

La capacidad máxima de diseño del monorelleno es de 244.479 metros cúbicos con una vida útil de 35 años, y puede recibir diariamente un 10% adicional de lodos de terceros respecto al total de lodos que disponga diariamente Tratacal desde la planta de tratamiento de aguas servidas de Calama.

La instalación se encuentra emplazado en un terreno fiscal de propiedad de Bienes Nacionales a 7,5 kilómetros en dirección sur este del centro de la ciudad de Calama, el cual fue arrendado a la empresa Tratacal. El acceso se realiza desde la ruta 25, y contempla una superficie total de 6,28 hectáreas, de las cuales 3,11 hectáreas se utilizarán para la disposición de lodos.

El monorelleno está impermeabilizado con una cama de arena de 5 centímetros de espesor, y cuenta con una geomembrana de polietileno doblemente texturizada de alta densidad (HDPE) de 1,5 milímetros de espesor, finalizando con una cama de arena de 15 centímetros de espesor sobre la cual se depositarán los lodos orgánicos. Los lodos orgánicos se transportarán desde la planta de tratamiento de aguas servidas de Calama hasta el monorelleno a través de camiones estancos de capacidad de 14 toneladas, realizando 2 a 3 viajes diarios.

subir